• Nuestra Metodología

    es un sistema de enseñanza musical que sigue los mismos procesos de aprendizaje que la lengua materna

  • Nuestra Metodología

    es un sistema de enseñanza musical que sigue los mismos procesos de aprendizaje que la lengua materna

  • Nuestra Metodología

    es un sistema de enseñanza musical que sigue los mismos procesos de aprendizaje que la lengua materna

De esta manera, todos los niños y niñas que han sido capaces de aprender a hablar en su lengua materna tienen la capacidad de aprender música con un entorno favorable, escuchando música desde pequeños, tratando al niño con respeto, valorando sus esfuerzos y trabajando con ellos en un ambiente seguro y positivo en el que puedan vivir la música como una experiencia agradable mientras desarrollan sus habilidades.

  • Desde los 3 años
  • Música desde el nacimiento. Instrumento a partir de los 3 años

    Los niños pueden empezar a tocar un instrumento en torno a los 3 años de edad, cuando están en pleno proceso de desarrollo de su potencial intelectual, auditivo y de su expresividad musical y artística, aunque nunca es demasiado tarde para potenciar las capacidades artísticas de nuestros hijos, siempre con una educación musical respetuosa y adaptada a las necesidades de cada niño.

    Para que este aprendizaje sea efectivo es necesario que los padres se involucren, asistiendo a la clase semanal del niño, aprendiendo a tocar el instrumento a nivel básico y practicando con su hijo cada día en casa. Aunque pueda parecer complicado para los padres, realmente es muy sencillo y progresivo. Al comienzo de curso, hay unas sesiones de orientación para padres nuevos. Después el profesor les enseña todo lo que necesitan saber durante el tiempo de la clase y en las sesiones para padres, de forma que en casa la hora de practicar se convierte en un juego, una actividad que compartir en familia y que les permitirá disfrutar juntos, dando la oportunidad al niño de expresar sus emociones, cualidades musicales y humanas a través de la música.

  • Más allá de la música
  • Más allá de la música

    Mediante este trabajo, además del aprendizaje musical en sí, también se establecen y refuerzan valores importantes para la persona, como la concentración, sensibilidad, disciplina y afán de superación. En definitiva, la idea es crear un ambiente en el que, comprendiendo la dificultad de la tarea, ayudemos al niño a aprender a su propio ritmo y con una sonrisa.

    Este aprendizaje se basa en escuchar y repetir. El Método Suzuki usa un repertorio común de piezas musicales que los niños aprenden escuchando en un Cd en casa y en pequeños pasos en la clase semanal con el profesor. Así, al principio no necesitan leer partituras, si no que aprenden directamente de la música. Igual que los niños aprenden a leer cuando saben hablar bien, los niños aprenden a leer música cuando ya saben expresarse bien con su instrumento.

  • Programa formativo
  • Programa formativo

    En el programa inicial hay dos clases semanales: la clase individual y la clase de grupo. Mientras en la clase individual tiene lugar el aprendizaje del instrumento y su técnica, el grupo ayuda al niño a situarse con respecto a sus compañeros, a aprender de otros, y a reforzarse a si mismo y sus conocimientos delante de sus iguales, además de contribuir a su desarrollo social en un entorno educativo positivo. Además, durante esta clase se aprenden conceptos musicales de tipo expresivo, técnico y, más adelante, teórico. También en la clase de grupo se lleva a cabo una labor de desarrollo de la creatividad musical desde el primer momento

    La Escuela Anna Magdalena Bach, pionera en la enseñanza musical temprana en Castilla y León, está formada por un equipo de profesores que están desarrollando una formación musical completa basada en el Método Suzuki, teniendo siempre como meta el desarrollo integral de la persona.

AMB

Calle Viñas, 7 - Boecillo (Valladolid)
+34 679 240 946